Noticias

Acuerdos nacionales por una nueva Constitución y por la paz social

El acuerdo del 15 de noviembre del año pasado, sentenciado por la Derecha, la ex Concertación y parte del Frente Amplio, es la rúbrica de una de las últimas posibilidades que tenían la Derecha y sus aliados de salir airosos e impunes de la crisis que crearon con un acuerdo similar en 1989, en el cual se pactó, planificó y ejecutó todo lo que culminó en este levantamiento del pueblo ante tanta desigualdad e injusticia en el país, que de hecho se ha expresado en lucha de clases.

 

En breves pero significativas palabras, en este trabajo se plantea que el estallido social explicitó el problema fundamental que cruza a toda la sociedad, y que se ha intentado negar casi transversalmente en las últimas décadas, hasta ahora: la contradicción de clases que yace en el interior de la formación social capitalista, y que la define como tal. Como es propio del concepto de contradicción, ésta se genera entre polos antagónicos, en este caso, capital y trabajo. Los polos son agentes dinámicos, mutuamente dependientes el uno del otro, que están en permanente actividad y conflicto, lo cual produce la contradicción.

 

Esta incesante actividad contradictoria de las relaciones capitalistas, ocurre como un proceso encubierto por la acción de un elemento constituyente también del proceso general de generación y reproducción del capital, cual es la ideología. Esto es, la distorsión que impide dar cuenta de tal contradicción, la cual sólo asomaría con fuerza a través de una práctica revolucionaria, en lo que se conoce como lucha de clases. Esto quiere decir que la dominación capitalista es posible, entre otros factores –que son concomitantes con ella- por una ‘forma encubierta’ de reproducción de sus fines, la ideología, en el sentido crítico y negativo del término, como lo definiera Karl Marx.

 

Por René Leal Hurtado

Doctor en Sociología

 

* Para poder leer completos este y todos los artículos, adquiera la Revista Alternativa en papel digital a solo $2.000. Escríbanos a contacto@ical.cl

También puede gustarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *